FORTUNA

Youtube

G Plus

Facebook

Twitter

 

Economía

31/07/2014

Fondos buitre| Las grietas internas que disparó la caída del acuerdo

La frustrada oferta de bancos de ADEBA a los holdouts disparó una serie conflictos internos dentro del Gobierno. La oferta de bancos privados extranjeros. El posible portazo de Carlos Fábrega, titular del Banco Central.
INTERNAS. Fabrega-Kicillof.
INTERNAS. Fabrega-Kicillof.
INTERNAS. Fabrega-Kicillof.
INTERNAS. Fabrega-Kicillof.

El fracaso en las negociaciones contra reloj entre la Argentina y los holdouts al igual que el desafortunado intento de compra de la deuda de parte de los bancos que integran la asociación ADEBA puso a la Argentina cara a cara con una temida nueva cesación de pagos.

Todo se precipitó el miércoles, mientras la delegación argentina mantenía una larga reunión con el mediador Daniel Pollack, representantes de Asociación de Bancos de la Argentina (ADEBA) llevaron adelante una negociación paralela con los buitres para intentar destrabar el litigio. La misma consistía en una garantía de US$ 250 millones para facilitar el cumplimiento de la sentencia en favor de los fondos que no aceptaron la reestructuración de deuda. A cambio, los holdouts estaban dispuestos a solicitar al juez Thomas Griesa la reposición del «stay».

Sin embargo, la conferencia de prensa brindada por el ministro Axel Kicillof en el consulado argentino de Nueva York hizo caer el posible acuerdo. Las duras críticas al juez Griesa y a los bonistas, llevaron la negociación privada al fracaso.

Dentro del gobierno uno de los más molestos fue Juan Carlos Fábrega, titular del Banco Central, que avalaba ese acuerdo. Por estas horas, y luego de las palabras de Kicillof, Fábrega habría confesado que piensa en la posibilidad de dejar su cargo.

Todo indica, entonces, que el problema mayor no está entre el Gobierno y los buitres, sino entre los funcionarios argentinos y los banqueros de Adeba. Lo que no trascendió aún si parte del cortocircuito tendría que ver con alguna cuestión técnica o si por el contrario radica en una cuestión política.

A fin de cuentas, Jorge Brito, el banquero que siempre coqueteó con el kirchnerismo también fue señalado en otras oportunidades como el impulsor de corridas de mercado contra la Presidenta.

Por su parte, el titular del Palacio de Hacienda Kicillof se mostró distante de las conversaciones entre privados y afirmó que se enteró «por los diarios que banqueros iban a hacer ofertas, y eso es porque ahora el problema se lo trasladó Griesa a los terceros».

En concreto, trascendió que avanzan otras negociaciones entre privados extranjeros a través de entidades como Citibank, JP Morgan y el HSBC. Este jueves seguirán las reuniones para avanzar hacia un acuerdo. Según adelanta Ambito Financiero no habría objeción sobre los montos a pagar (US$ 1.400 millones). Donde sí habría tironeos es en la cantidad de cuotas ya que los buitre quieren US$ 700 millones antes de fin de año. El acuerdo apuntaría a pagar ahora US$ 250 millones y el resto en cuotas, siempre con títulos argentinos en dólares.

31-7-2014

Archivado en: , , , , ,