FORTUNA

Youtube

G Plus

Facebook

Twitter

 

Tecnología

13/02/2016

El futuro de la radio en la era de Spotify

Durante mucho tiempo se consideró que la imagen era su principal competidora, aunque en la actualidad es muy distinta: muchas personas escuchan música en streaming en Internet.

Por Michel Winde (especial para la agencia DPA)

La radio ha sido dada por muerta muchas veces, por ejemplo por Dinah Washington, que a principios de los años 50 cantaba que «la TV es lo más este año/la radio era genial, pero ahora está anticuada», o 25 años después por la banda The Buggles, con su canción «Video killed the Radio Star». Pese a todo, hoy se conmemora el Día Mundial de la Radio y el medio sigue vivo.

Durante mucho tiempo se consideró que la imagen era la principal competidora de la radio, pero hoy la competencia es muy distinta: muchas personas escuchan música en streaming en Internet. La radio ha perdido el monopolio de reproducir la mejor mezcla musical. ¿Qué pueden hacer las emisoras para no perder su importancia en la era digital?

Según los estudios, la radio sigue siendo un medio muy popular, superado solamente por la televisión, pero, la parte negativa es que quienes la escuchan tienen, mayoritariamente, más de 50 años. Muchas emisoras se esfuerzan por eso en llegar a los más jóvenes con presencia en las redes sociales y aplicaciones para smartphones.

El experto en medios Kiron Patka, de la Universidad de Turingia, cree que el éxito de la radio radica en dos grandes factores: por una parte, los presentadores como marca, que apelan de manera personal al oyente, y por otra, a la vez, el carácter de servicio regional. ¿Qué tiempo va a hacer? ¿Hay embotellamientos? Se trata de servicios que no da un programa de streaming.

Pese a ello, Apple lo intenta. La empresa integró una radio en su servicio de streaming Apple Music que es presentada las 24 horas desde Los Angeles, Nueva York y Londres. «Estés donde estés o sea cuando sea que la enciendas, escuchas la misma programación genial que los otros oyentes», promete en su web. Esta globalidad contradice el mandato de lo regional y por eso Patka no cree que funcione.

Otra ventaja de la radio es que «es el medio de acompañamiento por excelencia», subraya la investigadora en ciencias de la comunicación Romy Fröhlich, de la Universidad de Múnich. El oyente no necesita más que encender el aparato y no hace falta que piense qué canción será la siguiente.

¿Cómo se pueden mantener los actuales oyentes y ganar nuevos? Romy Fröhlich y Golo Föllmer, experto musical y en medios, creen que el futuro está en individualizar el medio, tanto en cuanto a programación como a publicidad.

Hasta ahora, los programas de radio siguen siendo como hace décadas. Noticias, datos del tiempo, alertas sobre la situación del tráfico, música y cada tanto un presentador. Una alternativa podría ser la radio personalizada: a quien no le gusten los deportes puede escuchar una programación alternativa. Quien sea fan de la radio hablada puede escuchar largos reportajes y noticias.

Incluso se puede pensar en una tecla que salte secciones del programa, que se personalicen, y que después todos vuelvan a escuchar lo mismo a la hora de las noticias. «Radio a la carta», explica Fröhlich.

El sector de la publicidad podría ser un motor de este cambio. Föllmer lo explica mediante la publicidad individualizada, es decir, dirigida personalmente a cada oyente. Para los publicistas esto es «extremadamente atractivo», señala y podría ser una realidad en diez años. Hasta entonces al menos, la radio seguirá aquí.

 

 

Un pensamiento en “El futuro de la radio en la era de Spotify”

Los comentarios están cerrados.