FORTUNA

Youtube

G Plus

Facebook

Twitter

 

12/08/2020

Claves para entrar en el universo del ecommerce

Por Nur Malek Pascha* / Con la cuarentena, las empresas tuvieron que recurrir al comercio electrónico. Qué hacer para tener éxito en el negocio online.
Las ventas por el canal electrónico crecieron en un 38% de las firmas, en especial del sector comercio.

Adentrarse en el vasto mundo del comercio electrónico no es tarea fácil. Hay varios detalles a tener en cuenta. Proyectar, establecer y consolidar un negocio online lleva trabajo y energía. Aun así, existen distintas potencialidades que se pueden concretar a partir de una mejor gestión de recursos y una reorganización de las diversas áreas para adaptarse al contexto que nos afecta.

De acuerdo a un estudio realizado por la consultora Kantar, el  contexto  covid-19, actuó este año como el gran motor de la compra online, especialmente empujando categorías que estaban en proceso de desarrollo.

Como punto de partida, es importante tener como base la idea central de cada negocio, es decir que será fundamental haber consolidado un buen modelo de negocio respecto a dicha idea, para determinar, así, las modificaciones que habrán de efectuarse. Los esfuerzos deberán estar orientados a pensar de manera global, contemplando todos los aspectos relevantes para el negocio.

Para aquellos que aún no se han aventurado al universo online serán tareas tales como montar la tienda, planificar cómo atraer clientes y cómo convertir esas visitas en ventas, construir una imagen de marca que esté en consonancia con los productos o servicios ofrecidos, entre otros.

Asimismo, el trabajo, la confianza y la perseverancia serán grandes aliados al momento de embarcarse en el camino del comercio en línea.

No existen fórmulas. Lo importante es contar con una buena estrategia y un buen equipo de trabajo, dado el caso; buscar destacarse en el rubro o categoría y construir tu propia audiencia y/o comunidad, con clientes que vuelvan a visitar el sitio.

A la vez, es importante estar en continua actualización y poner a disposición de los usuarios las mejores alternativas (tanto en tecnológica como económicamente). Algunos puntos como la facilidad en la búsqueda de productos, asegurar la fiabilidad de las transacciones, las opciones de envío y el servicio postventa son fundamentales para que los usuarios puedan relacionar la experiencia de compra con un buen hábito.

Cuanto mejor se adapte el negocio al paradigma digital, más facilidad tendrá para adaptarte a los cambios vertiginosos de este contexto, obteniendo una mayor ventaja competitiva.

El universo ecommerce ofrece una gran potencialidad. Contar con una plataforma de venta online no sólo permite ampliar el alcance geográfico (haciendo que un negocio no se reduzca al área local, ampliando su alcance y consiguiendo clientes que se encuentran en cualquier parte del mundo), sino que además permite habilitar tus ventas de forma permanente.

El gran logro del comercio electrónico ha sido poder facilitar el comercio en cuestiones de distancia, comodidad e inmediatez. Los usuarios sólo tienen que navegar la página para poder elegir lo que quieren, cómo y cuándo quieren recibirlo. Todo esto pueden hacerse a través de un simple click, desde donde sea que estén, sin perder tiempo haciendo largas filas o esperando el horario de apertura que suele caracterizar a las tiendas físicas.

Ingresar al universo del comercio electrónico no es tarea fácil. Como mencionábamos, es fundamental tener presente en todo momento un modelo de negocio y las ventajas competitivas que se está buscando para poder ejecutarlo de manera completa y efectiva.

Una plataforma ecommerce no es simplemente una página web, sino que requiere de varias horas de trabajo que aseguren su funcionamiento correcto una vez que esté en línea. Esto es indispensable en lo que a experiencia de compra se refiere, y es una verdadera inversión de tiempo que —si hemos seguido los pasos adecuados— rendirá sus frutos.

Algunos de los negocios que podrían verse notoriamente beneficiados al incorporar un ecommerce a su plan de negocio son las tiendas de ropa, calzados y productos de belleza; las fábricas de materiales del hogar; las empresas que ofrecen servicios digitales o los emprendimientos de menor envergadura que no disponen de la inversión necesaria para alquilar un local físico.

De la misma manera, cualquier otro negocio que por medio del ecommerce aspire a formar parte de la transformación digital ampliará sus horizontes de venta de forma notoria.

*CEO y Co-Founder de Envíopack (www.enviopack.com)