FORTUNA

Youtube

G Plus

Facebook

Twitter

 

26/05/2020

Una empresa fabricante de aviones cerca del cierre

La firma Petrel necesita la autorización del gobierno para trabajar y exportar las ocho unidades que tiene pedidas desde Colombia.
El fabricante de aviones, Petrel S.A., está cerca del cierre.

Este lunes, el fabricante de aviones civiles, Petrel SA, utilizó sus redes sociales para escribirle al presidente Alberto Fernández y pedirle que los autorice a probar sus aeronaves, caso contrario la empresa deberá cerrar. La firma nacional cuenta con una orden de compra por 8 aviones a Colombia. El problema es que, para exportar las aeronaves, se necesita primero que cumplan con una serie de horas de vuelo, lamentablemente la fábrica no está incluida como una de los rubros exceptuados para poder trabajar y no puede llevar a cabo los testeos.  

Ante la falta de respuesta, este martes redobló la apuesta y le escribió a Santiago Cafiero, jefe de Gabinete, para reiterarle el pedido.  En su twitt, el fabricante de aviones detalla: «Hola Santiago Cafiero. Necesitamos exportar los aviones. Nos dijeron que nos iban a solucionar el problema, pero a la hora del decreto colocaron aeroclubes, escuelas de vuelo, talleres aeronáuticos, todos, menos fábricas. Entonces la ANAC no nos autoriza a volar. Está en tus manos». 

En diálogo con Fortuna web, Carlos Antonietti, presidente de petrel S.A., comentó que “si bien todavía no una respuesta oficial, sí hubo una comunicación informal en donde dijeron que el tema se trataría este miércoles”. 

Asimismo, el entrevistado se refirió a la posibilidad de que la falta de un permiso tuviera que ver con el incumplimiento de certificaciones.  “El tema de los papeles no tiene nada que ver. Los trámites ya están en marcha y fue todo comunicado a la ANAC”, aseguró.  “Creemos que esto es un simple error”, agregó.  

 Para Antonietti, la dificultad no radica solo en no poder vender los aviones, sino que de seguir sin poder trabajar estarán obligados a cerrar. “El problema es la supervivencia. Nosotros queremos trabajar y para eso necesitamos los vuelos de prueba”, aseveró.  

En ese sentido, el empresario explicó que el cierre de la fábrica no solo afecta al personal de la firma sino también a 32 Pymes que le proveen de insumos y, en última instancia al país. Cabe recordar que Petrel SA es una de las dos fábricas civiles de aviones en el país, la otra fábrica aviones fumigadores, está en actividad desde el 2005 y tenía todo lista para realizar la primera exportación de un avión civil “fabricado y diseñado totalmente en el país”. 

Si la empresa obtiene los permisos correspondientes y, finalmente, logra exportar las aeronaves se configuraría como la primera venta de aviones civiles del sector privado de la Argentina al exterior en más de 30 años. 

Petrel, fundada en 2005, tiene cuatro modelos propios que se utilizan para instrucción de pilotos, vuelo deportivo y fumigación y cuestan entre US$100.000 y US$118.000. La empresa, que desde su creación entregó 18 aviones, tenía 12 empleados y trabajaba junto a otras 32 pymes ubicadas en el AMBA, de modo que solo importaba el 30% de los insumos que utiliza. 

Archivado en: , ,