Galería de imágenes no apta para impresionables. ">

FORTUNA

Youtube

G Plus

Facebook

Twitter

 

02/10/2014

Economía, la carnicería de funcionarios del Modelo

Durante la "década ganada" de la economía, desfilaron ocho ministros de Economía y cinco presidentes del Banco Central. Quiénes fueron los que más sobrevivieron. Galería de imágenes no apta para impresionables.

La renuncia de Juan Carlos Fábrega a la presidencia del Banco Central es la punta del iceberg de una larga catarata de funcionarios que dieron un portazo en plena gestión kirchnerista.

Ocho ministros de Economía, cinco presidentes del Banco Central y otros tantos funcionarios de menor rango en algo más de una década no hacen más que demostrar el deterioro institucional por el que atraviesa la Argentina.

La sangría de funcionarios del Banco Central en la gestión kirchnerista arrancó de la mano de Alfonso Prat Gay (11/12/2002 – 24/09/2004). En realidad, el funcionario fue una herencia que recibió el ex presidente Néstor Kirchner de la administración de Eduardo Duhalde. Prat Gay logró completar su mandato determinado por la Carta Orgánica.

A su salida, le sucedió Martín Redrado (24/09/2002 – 29/01/2009). Su gestión abarcó las presidencias de Néstor Kirchner y de Cristina Fernández. El economista no resistió y la Presidenta lo echó por decreto bajo el argumento de «mala conducta» e «incumplimiento de los deberes de funcionario público». La propia Cristina de Kirchner lo había amenazado con iniciarle acciones legales por negarse a autorizar el uso de reservas para la creación del Fondo del Bicentenario. Redrado objetaba los flancos legales de la iniciativa que podría derivar en embargos de las reservas del país por parte de fondos buitres y otros acreedores que llevan adelante juicios contra la Argentina.

Todo parecía sobre rieles con la llegada de la primera mujer al Central: se logró la reforma de la carta orgánica de la entidad. Sin embargo, el destino de Mercedes Marcó del Pont ya estaba cantado (4/02/2009 – 18/11/2013). Sus roces con el titular de la AFIP, Ricardo Echegaray; los reproches al secretario de Comercio, Guillermo Moreno y la constante subida del dólar blue avivó sucesivos rumores de la salida de la funcionaria que finalmente se concretaron en noviembre del año pasado.

En su reemplazo asumió Juan Carlos Fábrega (18/11/2013 – 01/10/2014) quien también alcanzó el mismo final cuando Cristina Kirchner lo acusó de «filtrar información» a los bancos para «especular con una devaluación y desestabilizar la economía».

Ahora llega Alejandro Vanoli (01/10/2014 – actualidad) quien desde 2009 se desempeñaba como titular de la Comisión Nacional de Valores (CNV). Habrá que ver cómo el flamante funcionario trata de manejar la entidad con “independencia”, logrando que las reservas no sigan en picada. Vale recordar que Vanoli es hombre de Guillermo Moreno y de Cristina y no del actual ministro de Economía, Axel Kicillof.

A lo largo de la década, la fuga de funcionarios también se evidenció en el ministerio de Economía,

El funcionario que más duró es Guillermo Moreno: sobrevivió a seis ministros de Economía durante los ocho años que ocupó la secretaría de Comercio. El que menos duró fue Miguel Peirano: cuatro meses y veintitrés días como Ministro.

El primero fue Roberto Lavagna (27/4/2002-26/10/2005). El funcionario que venía de la gestión de Eduardo Duhalde fue desplazado por Néstor Kirchner. La relación entre ambos se había vuelto complicadas tras las elecciones legislativas. Ya por entonces la “independencia” en la gestión provocaba choques. La idea del ex presidente era contar con un gabinete homogéneo a la ideología kirchnerista.

Felisa Miceli (27/10/2005-16/7/2007) llega luego de ocupar la presidencia del Banco de la Nación Argentina. Fue la primera mujer en la historia argentina en ocupar el cargo pero convirtió la cartera en una prolongación de la dirección política del Ejecutivo. En su gestión no se modificaron los grandes lineamientos de su predecesor, aceptó sin oposición la designación de Guillermo Moreno al frente de la Secretaría de Comercio Interior, quien se encargó de ponerle un límite a la inflación a partir de diferentes acuerdos de precios e inició el diálogo con los acreedores europeos del Club de París. Sin embargo, su salida se precipitó luego de verse envuelta en un escándalo de corrupción por una bolsa de dinero que fue encontrada en el baño de su despacho.

Miguel Peirano (17/7/2007 – 10/12/2007) duró sólo seis meses en su gestión. Pese a contar con el visto bueno de industriales no logró convencer a los Kirchner del cambio de rumbo macroeconómico y sobre temas centrales como la inflación, el cuestionado Indec y los problemas energéticos. La constante intervención Moreno en los números del INDEC provocó el malestar de Peirano quien más tarde se fue para dejarle el turno al joven Martín Lousteau (10/12/2007-24/4/2008) ideólogo del régimen impositivo de retenciones móviles a raíz de los altos precios de la soja. La crisis con el campo que se generó, sumado a la deteriorada relación que tenía con Moreno y Kirchner, redundó en que la Presidente le solicitara su renuncia incluso aún no había llegado a su fin la disputa con «el campo».

A Lousteau lo sucedió Carlos Fernández (25/4/2008 – 7/7/2009) en una poco memorable gestión. Contador y poco amigable a la exposición pública, el economista, quien venía como director de la AFIP, sólo estuvo un año en el cargo.

La alta exposición llegó de la mano de Amado Boudou (7/7/2009 – 10/12/2011). Llegó al Gobierno de la mano de Sergio Massa, cuando este oficiaba como jefe de Gabinete. Su proyecto de ley y plan de estatización de las AFJP le daría un éxito rutilante que lo catapultaría, primero, a la titularidad de Hacienda, y luego a integrar la fórmula presidencial junto a Cristina Kirchner, en 2011. Sin embargo, con el tiempo, Cristina le acortó poder al crear dos nuevos ministerios -cuyas áreas estaban bajo Economía -, los de Industria y Turismo (2008), y el de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación (2009).

Hernán Lorenzino (10/12/2011 – 20/11/2013) llega a Economía ya con Boudou en la vicepresidencia. Su tarea fue encarar la renegociación y la tercera reestructuración de las obligaciones con los fondos buitres. Quizás el trago más amargo que padeció Lorenzino fue una entrevista con una periodista de la televisión griega. El funcionario, incómodo con el diálogo cuando las preguntas se dirigían a responder sobre las causas de la inflación, quiso retirarse de la grabación. En las redes sociales, su figura fue ridiculizada a través del hashtag #MeQuieroIr. Su figura siempre estuvo eclipsada por quien actualmente ejerce ese cargo: Axel Kicillof (20/11/2013 – actualidad).

#Otros funcionarios

En larga la lista del éxodo de funcionarios también figuran Guillermo Moreno, como Secretario de Comercio Interior, una de las salidas más comentadas. Fue el ejecutor del cepo cambiario que prohíbe la venta de dólares para ahorro y restringe su acceso para el turismo, además de haber dirigido una intervención del instituto de estadísticas que hizo perder la credibilidad en los datos económicos. También mereció una amonestación del país por el Fondo Monetario Internaciona.l Fue reemplazado por Augusto Costa el 20/11/2013 (actualidad).

El INDEC también tuvo su catarata de salidas a partir de la intervención de 2007.  Los cambios se produjeron luego que un grupo de funcionarios y técnicos se negaran a realizar los cálculos de pobreza e indigencia por no estar de acuerdo con la metodología que se utiliza para calcular el costo de las canastas alimentaria y básica, un punto que ha sido objeto de cuestionamientos por parte del Fondo Monetario Internacional (FMI). Entre las salidas más nombradas estuvo la de la directora Graciela Bevaqua, quien terminó siendo la primera en ser desplazada de su puesto por la intervención de Moreno (había denunciado una «campaña de persecución» del Gobierno).

Archivado en: , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

 

 

Un pensamiento en “Economía, la carnicería de funcionarios del Modelo”

  1. Seguro que si este artículo cae en manos de alguno de los paparulos de La Cámpora y afines lo calificarán al autor de golpista destituyente pero el Capo de Cámpora iteraba una frase de Aristóteles: «… la única verdad es la realidad…»
    Ahora bien, con un poco de humor negro cabe sostener que es muy probable que haya por lo menos dos nefastos personajes de la vida e historia de Peronia que se están revolcando es sus respectivas tumbas: uno sin las manos y el otro en un mausoleo símil napoleónico (¿por qué será la imitación?). Nunca menos y vamos por más.

Los comentarios están cerrados.